Blog: http://www.antonio-anton-uam.es

--------------------------------------------------------

SE HACE CAMINO AL ANDAR

Publicaciones (propias y ajenas) de interés sociopolítico.

Selección mensual en el BOLETÍN INFORMATIVO: ver Último boletín

-----------------------------------------------------------------

Novedades

Antonio Antón: Ver Presentación-UAM

 

 

Últimos artículos:

  

(Textos completos pinchando los enlaces)

 

 

Sujetos colectivos, en CTXT nº 190 (10/10)

Artículo en el que trato el concepto de sujeto colectivo, la experiencia de unidad popular, integrar posición de clase (trabajadora) e identidad popular, la unidad desde la pluralidad y la sobrevaloración unificadora del discurso: “El concepto clase social expresa una relación social, una diferenciación con otras clases sociales. Su conformación es histórica y cultural y se realiza a través del conflicto social. Por tanto, es un concepto analítico, relacional e histórico. Existe una interacción y mediación entre posición socioeconómica y de poder, conciencia y conducta, aunque no mecánica o determinista en un sentido u otro. Pero hay que analizar a los actores en su trayectoria, su interacción, su multidimensionalidad y su contexto. Este enfoque realista y crítico de clase social como actor o sujeto se opone a dos posiciones influyentes entre las izquierdas y fuerzas alternativas (determinista e idealista) … la tarea interpretativa más importante es el análisis del conflicto social y su expresión sociopolítica desde una óptica de la polarización de intereses y la diferenciación de posiciones sociales, comportamientos, demandas y pautas culturales.”

 

https://ctxt.es/es/20181010/Firmas/22197/identidad-hegemonia-discurso-sujeto-colectivo-antonio-anton.htm   

El sujeto de cambio, en Público (9/10)

En el debate sobre las clases sociales el aspecto más relevante es su influencia y análisis como sujeto del cambio para impulsar un proceso transformador democratizador y emancipador-igualitario, es decir, como movimiento popular o actitud cívica que expresa un conflicto social. Para una interpretación multidimensional, en primer lugar, hay que exponer los cambios más significativos en el triple plano de las condiciones objetivas de las distintas clases sociales, su conciencia social y su comportamiento sociopolítico. En segundo lugar, explicar la importancia de la experiencia popular en la construcción del sujeto y la combinación de su carácter unitario y diverso. Me sitúo frente a las posiciones extremas en cada uno de los dos ámbitos.

 

https://blogs.publico.es/dominiopublico/26746/el-sujeto-de-cambio/    

Lecciones catalanas, en Pensamiento Crítico (6/10)

Tras una pequeña síntesis introductoria del contexto, el objeto de estas reflexiones es la valoración de los fundamentos ideológico-políticos del nacionalismo excluyente catalán representado por el liderazgo de C. Puigdemont, en el marco del conflicto nacional y social en Cataluña y España y la reacción del nacionalismo conservador español. En particular, explicaré su relación con el etnopopulismo, así como su singularidad y su diferenciación respecto de las tendencias de extrema derecha y las dinámicas de recomposición de las élites que se están produciendo en diversos países europeos. De esta experiencia se sacan diferentes enseñanzas estratégicas y teóricas. Son, aunque no solo, lecciones catalanas a considerar para el cambio político de progreso en España y la Unión Europea.

 

http://www.pensamientocritico.org/lecciones-catalanas/ 

La clase social a debate, en Nueva Tribuna (3/10)

Extracto de la Comunicación presentada en el Congreso Internacional Pensar con Marx hoy en la Universidad Complutense de Madrid (UCM), 2 a 6 de octubre de 2018: “La clase social o el pueblo han adquirido nueva relevancia sociológica y política. No solo para la explicación de los nuevos procesos sociopolíticos presentes. Sino como interpretación de los mecanismos que influyen en el campo social y político y profundización normativa y estratégica para la transformación socioeconómica, cultural e institucional. Se ha superado el simple análisis convencional reducido al sujeto individual y su expresión electoral, por una visión más compleja de las interacciones sociales y los actores colectivos.”

 

https://www.nuevatribuna.es/opinion/antonio-anton/la-clase-social-a-debate/20181003165930156195.html  

Enfoque popular, no populista, en Nueva Tribuna (20/9)

“La confrontación no es entre populismo (ganador) y no populismo (perdedor)… es contraproducente, desde el punto de visto analítico y estratégico, la posición de aprovechar una supuesta fuente de legitimidad como fuerza emergente ganadora a través de compartir el mismo campo que la tendencia reaccionaria-autoritaria-segregadora y pro-oligárquica neoliberal… el mantenimiento de esa idea de compartir un momento o un proceso populista común tiende a no preparar las capacidades políticas para enfrentarse a esa tendencia reaccionaria neofascista o nacionalista neoliberal e idealizar las expectativas propias.”

 

https://www.nuevatribuna.es/opinion/antonio-anton/enfoque-popular-populista/20180920133716155813.html 

Nueva etapa (en Cataluña y España), en Pensamiento Crítico (15/9)

La encrucijada y los tipos de respuestas que hoy se viven en Cataluña respecto del modelo social y territorial son un motivo de reflexión estratégica y teórica. Esa experiencia contiene importantes enseñanzas y supone un fuerte impacto para una transformación sociopolítica profunda en España (y los países del sur europeo). Por otro lado, con el nuevo Gobierno socialista y el desalojo del PP se ha iniciado un nuevo ciclo político, con un nuevo clima para abordar la cuestión social y el conflicto territorial. En primer lugar, explico la encrucijada catalana y las características del nuevo escenario, haciendo hincapié en la necesidad de superar la dinámica de bloques nacionalista y combinar una posición solidaria-integradora en lo nacional con una imprescindible agenda social sustantiva. En segundo lugar, analizo el dilema del nuevo Gobierno socialista, haciendo referencia a su posición respecto del problema social y, sobre todo, problema territorial y cómo afecta al cambio de progreso en Cataluña y España.

 

http://www.pensamientocritico.org/nueva-etapa-en-cataluna-y-espana/  

Ver más: Artículos recientes  

 

Ver más: Publicaciones  

Artículos ajenos de actualidad con breves comentarios

Claridad en la perspectiva

 

Ver todos: Comentarios

 

Ver artículos destacados: Selección actualidad

 

 

Últimos artículos ajenos:

 

Por un derecho internacional de acogida. Etienne Balibar (20-10).

Buena reflexión del filósofo francés, con propuestas concretas necesarias: “Los migrantes en plena errancia deberían gozar de unos derechos capaces de contrarrestar las leyes estatales… De este principio fundamental deberían emanar varios tipos de consecuencias: a) La prohibición del rechazo: no solo no se puede expulsar a los errantes de una frontera, sino que deben poder manifestar sus necesidades en unas condiciones que respeten su dignidad, su integridad física y su autonomía individual y que tengan en cuenta los sufrimientos padecidos. La "carga de la prueba" no debe recaer sobre ellos. b) Los Estados y sus policías no deben maltratar a los errantes. c) Los Estados no deben establecer listas de países a cuyos ciudadanos se les prohíba entrar en función de criterios raciales, culturales, religiosos o geopolíticos. d) Las operaciones militares no deben intentar destruir redes de traficantes si ponen en peligro la vida de los errantes, que no son sus cómplices sino sus víctimas. e) Los Estados no deben externalizar la "gestión" de los flujos de migrantes. Sobre todo, no deben negociar con terceros países calificados de "seguros" unos acuerdos de toma y daca que inevitablemente los rebajan al mismo nivel que los mafiosos cuyas actividades están denunciando.”

 

https://elpais.com/elpais/2018/09/28/opinion/1538155804_075889.html

Frente a Macron y Salvini, una Europa para la gente. Pablo iglesias / Catarina Martins / Jean-Luc Mélenchon / Søren Søndergaard (18-10)

Buenos objetivos solidarios: “Esta es hoy nuestra prioridad: construir una alianza internacional que ponga la solidaridad y los derechos sociales en el centro de la política y por encima de todo… Defendemos una política de acogida y defensa de los derechos fundamentales para una UE que no rehúya sus responsabilidades. Como declaramos el pasado mes de junio, Europa nunca ha sido tan próspera y, al mismo tiempo, tan desigual. La aplicación de políticas de austeridad no resolvió ninguno de los problemas estructurales que condujeron a la crisis. Debemos abandonar la política de rescate a los bancos que traslada los costes a la población. La reunión del Consejo de esta semana será la escenificación de cómo la extrema derecha intenta hacerse con el futuro de Europa. Macron y sus amigos liberales simularán oponerse a ella mientras continúan organizando la externalización de fronteras y el incremento de las expulsiones. Nuestra solución debe basarse tanto en los derechos sociales y los derechos de los trabajadores y las trabajadoras como en la defensa de nuestras instituciones democráticas y de los principios feministas, LGTBI y antirracistas. Defendemos una política de acogida genuina, digna y decente, coordinada entre todos los países europeos, así como una política de cooperación internacional, en lugar de los actuales acuerdos de libre comercio. Si nos dicen que no se puede, que esta alternativa no es posible dentro de las instituciones y los tratados europeos, les contestaremos que la reacción ante la injusticia, y la voluntad democrática y organizada de la gente, siempre ha sido el motor que ha hecho cambiar las cosas. Esta es hoy nuestra prioridad: construir una alianza internacional que ponga la solidaridad y los derechos sociales en el centro de la política y por encima de todo.”

 

https://ctxt.es/es/20181017/Firmas/22370/tribuna-pablo-iglesias-catarina-martins-jeanluc-melenchon-soren-sondergaard-europa.htm  

¿Populismo o/y socialismo? Crítica amistosa a Chantal Mouffe. Vicenç Navarro (18-10)

Acertada crítica a los límites del populismo de izquierda para explicar las relaciones de poder y el carácter del bloque dominante y el dominado, el actual proceso sociopolítico y su multidimensional interacción y, sobre todo, elaborar una estrategia socialista democrática-igualitaria. Añadiría, entre otros, un matiz particular sobre su concepto de clase social trabajadora para insertarla mejor en un enfoque relacional e histórico en el que convergen las experiencias, intereses y demandas compartidas o comunes de las distintas expresiones socioculturales y populares.

 

Selecciono algunos párrafos significativos (la negrita es del original): “Respuesta a Chantal Mouffe: el populismo de izquierdas no es suficiente. Ni que decir tiene mucho de lo que subraya Chantal Mouffe tiene gran valor y no se puede desmerecer sin más. Pero su menosprecio por el socialismo y el análisis de clase le impide claramente entender lo que ha estado ocurriendo y lo que ahora está pasando en estos países que ella cree conocer bien. A la luz de lo que conocemos de los años transcurridos desde los años ochenta es difícil de aceptar que el declive electoral que han sufrido los partidos de izquierdas europeos y norteamericanos (el Partido Demócrata, que con gran generosidad puede definirse como la izquierda estadounidense, y los partidos socialistas y socialdemócratas en Europa) se deba a su “estancamiento” en el análisis y discurso de clases… Es cierto que uno de los elementos de transversalidad que podría unir a estos grupos diferentes es el nacionalismo. Ahora bien, el nacionalismo per se no tiene por qué permitir una movilización frente al responsable de la victimización, que puede ser de la misma nacionalidad… ¿Cuál podría ser otro elemento de transversalidad que englobara a la mayoría de las clases populares? Y es ahí donde la clase social adquiere una gran relevancia. La mayoría de mujeres, de negros y de ancianos, por ejemplo, en cualquier país capitalista desarrollado, son miembros de la clase trabajadora y otros sectores de las clases populares (es interesante señalar que, no solo objetiva sino también subjetivamente, hay más personas en EEUU que se autodefinen de clase trabajadora que de clase media, según las encuestas más elaboradas que se han hecho preguntándole a la población por su pertenencia dentro de la estructura social). En realidad, la precariedad está alcanzando grandes dimensiones, no solo entre la clase trabajadora, sino también en amplios sectores profesionales, siguiendo un proceso de “proletarización” de grandes sectores de las clases medias. De ahí que el proyecto socialista (que prioriza el bienestar de las clases populares) requiere un lugar común donde estas causas se encuentran enraizadas, una comunalidad que incluso adquiere más importancia cuando el adversario común es la clase dominante, que también pertenece a la raza y género dominantes. Es importante subrayar, sin embargo, que el cambio de género y de raza de las élites no necesariamente beneficia a la mayoría de las mujeres (que son de clase trabajadora) y de los negros (que son también la mayoría de clase trabajadora). En este sentido, el nivel de vida de las clases populares negras en EEUU no cambió durante el mandato del presidente negro Obama, próximo al capital financiero del país.”

 

https://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2018/10/18/populismo-o-y-socialismo-critica-amistosa-a-chantal-mouffe/ 

Ana Botín y el feminismo del 1%. Nuria Alabao (17-10)

Oportuna crítica a los límites del feminismo liberal: “Por más feministas que seamos, la sororidad tiene un claro límite de clase… frente a los intereses del feminismo liberal nos toca decir: las cuotas en los consejos de administración no son las políticas que necesitamos. Política feminista es subir el salario mínimo, derogar las últimas reformas laborales, educación universal y gratuita de 0 a 3, más Estado del bienestar y, aunque haya debate, yo diría que la Renta Básica Universal porque las mujeres somos las más pobres y las más precarias. Estas –y muchas otras– son las medidas feministas que necesitamos, las que afectan a la mayoría de las mujeres y no al 1% y que además, están claramente confrontadas con los intereses de las del feminismo-Botín. Por más feministas que seamos, la sororidad tiene un claro límite de clase. No, en muchas cosas, no estamos en el mismo bando. Como dice Bell Hooks, la sororidad, es poderosa pero seremos hermanas en la lucha únicamente si nos enfrentamos juntas a las formas en las que también las mujeres –aprovechando las desigualdades de clase, de raza o de identidad sexual– dominan y explotan a otras mujeres.”

 

https://ctxt.es/es/20181017/Firmas/22362/feminismo-ana-botin-cuotas-igualdad-discriminacion-techo-de-cristal.htm  

El FMI pide continuidad, pero España necesita cambio. Jorge Uxó y Nacho Álvarez (17-10).

Buena reflexión: La idea de que la devaluación salarial y la mejora de la competitividad son el origen de la recuperación es un mito difícil de sostener.

 

https://ctxt.es/es/20181017/Politica/22270/devaluacion-salarial-mejora-competitividad-Joseph-Stiglitz-Larry-Summers.htm

OTRAS, una reflexión sobre el trabajo sexual. Amaya Olivas Díaz (17-10).

Artículo argumentado de esta magistrada que aboga por la regularización del ejercicio de la prostitución voluntaria entre adultos. Selecciono varios párrafos finales:

 

“El Manifiesto pone de relieve aspectos fundamentales como el hecho de que la represión de todo tipo de trabajo sexual ha arrojado un balance histórico que solo puede ser calificado como lamentable, porque jamás ha erradicado el fenómeno, sino que lo ha ocultado provocando una serie de efectos perniciosos como la estigmatización, la vulnerabilidad o la explotación de las personas que lo ejercen. Solo cabe construir un conocimiento razonable huyendo de las aproximaciones morales que intentan simplificar un fenómeno complejo y diverso, sin obviar que son mujeres mayoritariamente las que lo ejercen, pero también hombres y trans, lo que implica que el debate no puede quedar monopolizado por un discurso en clave de género. Se trataba ya entonces de defender todas las formas de auto-organización que garantizara la tutela de los derechos de estxs trabajadorxs, frente a la situación de alegalidad que favorece su explotación… Por último, quiero hacer igualmente mías las palabras de Monsterrat Galcerán cuando refiere de forma clara: “Si desde el feminismo nuestro objetivo es ayudar a las mujeres a comportarnos como sujeto activos, a empoderarnos y a tomar las riendas de nuestra vida, no se entiende que haya mujeres que propugnen su prohibición. ¿Qué extraños temores evoca en nosotras la mención del trabajo sexual? ¿Acaso no somos capaces de sustraernos a la moralina que recubre la sexualidad en nuestra sociedad? Parece que lo que está bien visto por amor está mal visto si se hace por dinero. El discurso del amor romántico recubre las prácticas sexuales e impide tratarlas en su realidad material y tampoco está lejos el sesgo de clase”.

 

https://ctxt.es/es/20181017/Firmas/22322/prostitucion-trabajadorxs-sexuales-regulacion-ejercicio-voluntario.htm  

Nueva agenda económica. Nacho Álvarez (16-10).

Una reflexión oportuna de Nacho Álvarez: "Nuestro país precisa una nueva agenda de política económica, que marque un punto de inflexión con el pasado y abra un nuevo camino… El mayor crecimiento del empleo en España no lo explican las reformas laborales ni la devaluación salarial, sino nuestra mayor sensibilidad al ciclo”.

 

https://elpais.com/elpais/2018/10/16/opinion/1539678466_043937.html?id_externo_rsoc=FB_CC&fbclid=IwAR3Dt_CP2LTwoEceiK774f_StM0nQpK0J0S7Z8lNhaz9U8tKg-9nUnBAGL4

Pobreza y exclusión social. Informe EAPN (16-10).

España reduce el número de personas en riesgo de pobreza, pero incrementa las desigualdades Un informe de la Red Europea de lucha contra la Pobreza (EAPN) advierte de que nuestro país está cinco puntos porcentuales por encima de la media europea en la tasa de riesgo de pobreza y ocupa el tercer lugar por la cola, sólo por encima de Rumanía y Bulgaria.

 

 https://www.publico.es/sociedad/pobreza-exclusion-social-espana-reduce-numero-personas-riesgo-pobreza-incrementa-desigualdades.html 

Si los populistas son el problema, ¿cuál es la solución?. Antón Costas (14-10).

Interesante reflexión: “Mientras las élites no acepten que tienen una importante responsabilidad en el ascenso de los populistas, difícilmente se conseguirá derrotarlos… Este ascenso de los populistas autoritarios presagia un futuro negro para la democracia y la convivencia social, pero refleja también la existencia de un profundo deseo de cambio en nuestras sociedades. Este deseo de cambio es el espíritu de nuestra década. Los populistas lo han sabido captar y lo manipulan a su favor. Este deseo de cambio es el reto al que tienen que enfrentarse los progresistas si quieren derrotar a los populistas.”

 

https://elpais.com/economia/2018/10/10/actualidad/1539192242_981132.html

 

Pacto PSOE-Podemos y permisos de paternidad/maternidad simultáneos: ¿proteger a quién?. María Pazos (13-10).

Aspectos a tener en cuenta: “Por fin, y sin ninguna duda gracias a la enorme movilización feminista, hemos llegado a constatar un hecho elemental: no puede haber igualdad ni en el empleo ni en las familias mientras los hombres sigan siendo ayudantes eventuales en los cuidados cuando sus ocupaciones laborales se lo permitan; mientras las mujeres sigamos siendo etiquetadas como "mano de obra de alto riesgo de ausencias" en comparación con los hombres. Los permisos igualitarios son un instrumento crucial para cambiar este modelo, aunque no el único.”

 

https://www.eldiario.es/tribunaabierta/Pacto-PSOE-Podemos-paternidadmaternidad-simultaneos_6_824577546.html

Qué significa la irrupción pública de Vox. Alberto Garzón (9-10)

Interesante análisis sobre la extema derecha: “Frente a este monstruo que ahora vuelve a levantarse creo que no nos valen ni el hiperracionalismo propio de las tradiciones ilustradas que niegan cualquier existencia de las identidades –y por lo tanto de la idea de España-, como tampoco la huida hacia delante que supone construir otras identidades en oposición a la española. Lo que necesitamos, a mi juicio, es defender otra noción de España que puede recuperarse de la propia historia de nuestro país: la idea de una España plural, abierta, ilustrada, social, republicana y federalista. En suma: un proyecto alternativo al de la derecha radical no puede prescindir de este bagaje acumulado, por más que suponga poner en tela de juicio los relatos históricos construidos, precisamente, por los vencedores. Y, sin embargo, esta noción alternativa no está construida desde el simple idealismo sino que debe imbricarse en las transformaciones materiales de nuestro país. Dicho de otra forma: la idea de otra España debe suponer no sólo otro modelo territorial o de gestión de las identidades sino sobre todo una alternativa al modelo neoliberal europeo, es decir, una ruptura profunda con el establishment y el capital financiero.”

 

https://www.eldiario.es/tribunaabierta/significa-irrupcion-publica-Vox_6_823177706.html 

 

¿Es la salida del euro una alternativa real?. Gabriel Flores (6-10)

 “El avance de fuerzas políticas xenófobas y la extensión del odio al inmigrante entre una parte significativa de la ciudadanía europea, son signos inquietantes de la fragilidad de los cimientos éticos y los valores democráticos sobre los que se sustenta hoy la unidad europea… Defender el euro y la unidad europea significa hoy capacidad de ofrecer a la ciudadanía propuestas viables que permitan mejoras reales en el bienestar de la mayoría social, la protección de los sectores más desfavorecidos o en riesgo de exclusión social… La mayoría de la ciudadanía de los países de la eurozona está a favor de una unión económica y financiera con una sola moneda, el euro.”

 

https://www.nuevatribuna.es/articulo/europa1/salida-euro-union-europea/20181004114440156206.html 

 

 

Las causas del crecimiento del mal llamado populismo. Vicenç Navarro (3-10).

Buen punto de partida para la reflexión. No obstante, señalo algunos aspectos a matizar y ampliar: 1) Hay que clarificar mejor el carácter de la reacción nacionalista frente a la globalización y el establishment. 2) El llamado populismo de derechas es un síntoma del malestar socioeconómico de muchas capas populares, pero también de una dinámica autoritaria, conservadora y segregadora funcional para sectores oligárquicos empeñados en frenar una salida progresiva y democrática a la crisis sistémica; así, llamarlos populistas (expresión del pueblo) difumina el aspecto principal de su identificación política: su carácter reaccionario o de derecha extrema. 3) Está bien señalar lo inadecuado del significante populismo de izquierdas como expresión para identificar el fenómeno Podemos (y todavía menos para las convergencias y candidaturas municipalistas) y vincularlo mejor como expresión de nueva izquierda (a vincular con la vieja izquierda renovada), así como señalar la insuficiencia del carácter defensivo y no tanto propositivo del populismo. Pero esa es una de sus limitaciones: debe definir mejor su sentido político de progreso, su proyecto de cambio igualitario-democrático-solidario y superar su ambigüedad en el plano teórico-ideológico como exclusiva lógica política. El problema no es tanto su identificación ‘popular’ o ‘de clase’; la representación política debe aspirar a ser amplia frente al poder establecido. La cuestión clave es esa masiva articulación sociopolítica, con fuerte arraigo y participación popular, con un proyecto de cambio de progreso más definido.

 

Selecciono las ideas, a mi parecer, más relevantes y positivas: “La adaptación de los partidos socialistas o socialdemócratas al neoliberalismo ha sido una de las principales causas del crecimiento de tales movimientos populistas… El descenso del apoyo popular y electoral a tales partidos de la izquierda y su sustitución por los partidos populistas explica que hayan estado surgiendo nuevas sensibilidades dentro de las izquierdas que estén intentando canalizar este enfado popular (que es justo, lógico y predecible), respondiendo a las demandas fruto de esta queja… Ahora bien, definir a estos movimientos como populistas es un gran error… Todos estos movimientos de la nueva izquierda salen y están enraizados en las izquierdas. Llamarlos populistas es un intento de identificarlos con otras formaciones de claro sentido derechista… Los grandes límites del populismo: la necesidad de combinar lo nuevo con lo antiguo. La estrategia de defensa de los de abajo frente a los de arriba (o del pueblo frente a las élites), aunque necesaria, tanto electoralmente como tácticamente, es dramáticamente insuficiente, pues no reconoce, como acabo de indicar, que no todos los miembros del pueblo tienen intereses iguales… Olvidar categorías de poder como clase social o la relevancia del socialismo es semejante a negar la ley de la gravedad.”

 

https://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2018/10/03/las-causas-del-crecimiento-del-mal-llamado-populismo/

Por qué las necesidades materiales importan. Alberto Garzón (2-10)

 

Interesante artículo de Alberto Garzón. Las conclusiones son acertadas: la importancia de la praxis y la combinación e interrelación de los valores materialistas y los no materialistas. Aunque cabría afinar cuáles son en cada caso y, sobre todo, clarificar mejor su interacción considerando las mediaciones sociopolíticas, culturales e institucionales. En todo caso, buena base para la reflexión y el debate.

https://blogs.publico.es/economia-para-pobres/2018/10/02/por-que-las-necesidades-materiales-importan/

 

¿Vuelve el fin del trabajo?. Albert Recio Andreu (1-10)

“Los que sostienen que estamos ante el fin del trabajo ignoran además la carga y la importancia social del trabajo no mercantil. Lo que realmente debe preocupar sobre el trabajo es cómo se reparte toda la carga de trabajo social, cómo se construyen reglas de juego donde cada persona contribuya equitativamente a su realización. Si nos interesa la relación entre trabajo, tecnologías y producción, lo que debemos determinar es qué modelos de consumo, qué tipos de producción son compatibles con nuestros límites naturales y con la garantía de condiciones de vida universales. Nos interesa saber los impactos sociales y ambientales de cada tipo de desarrollo tecnológico (algo que aclara el debate sobre la energía nuclear). Nos interesa, en suma, una reflexión colectiva sobre cómo organizar igualitariamente la vida en el planeta, como orientar, a la vez, las regulaciones institucionales y los desarrollos tecnológicos más prometedores. Si queremos hablar del trabajo no podemos reducirlo al empleo asalariado, sino al conjunto de la actividad laboral.”

http://www.mientrastanto.org/boletin-172/notas/vuelve-el-fin-del-trabajo

 

Un frente europeo contra la xenofobia. Sami Naïr

Una orientación adecuada de Sami Naïr para frenar a la extrema derecha xenófoba y autoritaria. Falta por desarrollar una auténtica agenda social europea, base para la integración social y la convivencia intercultural y un fuerte proceso democratizador frente al poder establecido: “Es peligroso que el discurso de temor y odio se extienda a las fuerzas conservadoras tradicionales”.

 

https://elpais.com/elpais/2018/09/21/opinion/1537555327_529869.html  

 Abajo, últimos artículos ajenos destacados

 

A diez años del crac financiero. Albert Recio

Reflexión interesante sobre la necesidad de una respuesta para salir de la crisis social, política y ecológica a la que nos lleva el capitalismo neoliberal. Selecciono un par de párrafos:La pregunta verdaderamente relevante es por qué ante tamaño desastre no se ha configurado una propuesta mínimamente sólida para, cuando menos, propiciar alguna política nueva. Hay un vacío enorme entre la evidencia (incluso en los medios convencionales) del tamaño de las desigualdades y los peligros de la crisis ambiental y la inexistencia de propuestas de cambio movilizadoras. El auge de las propuestas derechistas y el repliegue hacia lo nacional-identitario en casi todos los países desarrollados tiene una de sus bases en esta falta de alternativas a la hegemonía capitalista. Una hegemonía que se ha consolidado menos por méritos propios que por el fracaso de sus presuntos oponentes. Este debería ser el núcleo de trabajo de cualquier persona interesada en afrontar en serio los problemas de la sociedad actual, especialmente de aquella gente que lleva años peleando en mil y una resistencia a los impactos del capitalismo. Y, más especialmente, entre la gente con capacidad técnica e intelectual para hacerle frente… En 2008 se pusieron de manifiesto muchos de los peores aspectos del capitalismo neoliberal. Diez años más tarde, estamos más o menos en la misma situación, pero en muchas partes del mundo los problemas sociales y ecológicos se han agravado. Y existen nuevas amenazas que conducen a la barbarie. Por eso es tan necesario contar con alguna hoja de ruta que nos permita salir de esta situación. No la hemos tenido en el momento de la crisis (lo que facilitó que se acabara imponiendo la salida neoliberal). Y seguimos sin tenerla, demasiado ensimismados en cultivar las diferencias. Demasiado incapaces de construir un mínimo esquema a partir de las cosas que conocemos o deberíamos conocer. Urge una reconstrucción del pensamiento crítico que vaya más allá de la denuncia. Que aporte respuestas que nos alejen del mundo de la desigualdad insoportable, la catástrofe ambiental, la exclusión social y el autoritarismo que dominan el ambiente. http://www.mientrastanto.org/boletin-171/notas/a-diez-anos-del-crac-financiero

En busca de las raíces de la “excepcionalidad” de la desigualdad en EEUU.

Buen diagnóstico de B. Milanovic:"La desigualdad de los ingresos procedentes del trabajo y de las rentas en EEUU es, por lo general, superior a la de otros países ricos, y el Estado norteamericano es menos redistributivo. De modo que, defendemos, coincide que la desigualdad estructural (del trabajo y de las rentas) es elevada y la redistribución es relativamente débil…. En conclusión, cuando intentamos averiguar por qué se produce una menor redistribución favorable a los “pobres” en EEUU, observamos que la explicación radica en unas transferencias sociales más modestas y unas políticas de impuestos directos menos progresivas. Esto, unido a nuestro hallazgo anterior de una desigualdad de los ingresos procedentes del trabajo y de las rentas relativamente alta en los Estados Unidos, significa que la desigualdad económica en EEUU es “excepcional” porque (a) la desigualdad de ingresos procedentes del trabajo y de las rentas subyacente es alta; (b) las transferencias sociales son modestas; y (c) los impuestos directos no son suficientemente progresivos… en relación a las políticas públicas, la reducción de la desigualdad económica en EEUU difícilmente podrá lograrse por medio de una sola de estas tres vías, sino por la introducción de una combinación de “mejoras” en cada una de ellas. Por ejemplo, mediante un mayor acceso a la educación y un aumento del salario mínimo para reducir la desigualdad subyacente; mediante la introducción de ayudas a las familias o unas prestaciones sociales más generosas; y, finalmente, mediante unas tasas de impuestos más elevadas para los ricos y mayores imposiciones fiscales para las rentas del capital." http://ctxt.es/es/20180808/Politica/21192/desigualdad-Europa-Estados-Unidos-economia-Branko-Milanovic.htm

Las falsedades de la supuesta recuperación económica promovida por el pensamiento neoliberal dominante

Acertado artículo de V. Navarro. Entresaco algunos párrafos: Lo que esconden los indicadores del “supuesto éxito”: el deterioro muy notable del bienestar y calidad de vida de las clases populares… Lo que hemos visto es cómo la aplicación de las políticas públicas neoliberales ha debilitado los instrumentos creados por el mundo del trabajo para defender sus intereses, como los sindicatos. Las reformas laborales, por ejemplo, estaban encaminadas a “flexibilizar” el mundo del trabajo. El término flexibilizar quiere decir eliminar los derechos laborales y sociales conseguidos por los trabajadores durante la época dorada del capitalismo (1945-1980), donde un pacto social se había conseguido entre el mundo del capital y el mundo del trabajo. De ahí que la solución exigiría un cambio político, observación especialmente importante, pues las causas políticas del deterioro del mercado de trabajo se ignoran constantemente, atribuyendo tal deterioro a la automatización, a la robotización o a cualquier otro elemento, sin tener en cuenta que, a su vez, tales variantes técnicas son determinadas por el contexto político. Parte de este debilitamiento del mundo del trabajo han sido los cambios en los partidos políticos que habían sido creados por este y que se han ido distanciando de su base electoral, haciendo suyas muchas de las medidas neoliberales que han contribuido a tal distanciamiento. El creciente control de estos partidos políticos (la mayoría de tradición socialdemócrata) por la clase media ilustrada (profesionales de formación universitaria que desarrollan intereses de clase propios, distintos a los que había sido su base electoral) explica su renuncia a políticas redistributivas y su conversión al neoliberalismo, tal y como ha ocurrido con los gobiernos Clinton, Obama, Blair, Schröder, Hollande, Zapatero, entre otros. El colapso de la socialdemocracia y otras izquierdas es un indicador de ello. Es lógico y predecible que los movimientos antiestablishment de base obrera hayan ido apareciendo como respuesta. https://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2018/08/16/las-falsedades-de-la-supuesta-recuperacion-economica-promovida-por-el-pensamiento-neoliberal-dominante/

El momento neofascista del neoliberalismo

El momento neofascista del neoliberalismo, de Érik Fassin. Interesante clarificación para evitar la confusión de llamar a todo ‘populismo’ (de derechas, centro o izquierdas), confiando en que el ‘momento populista’ tiene ventajas para la igualdad y la emancipación. No hay que interpretar las tendencias reaccionarias de derecha extrema o neofascistas como beneficiosas para las clases populares y el marco democrático. Hay que vincularlas con una tendencia autoritaria de parte de la propia dinámica y élite neoliberal: “No basta con evocar un “momento populista”. Si Chantal Mouffe rechaza hablar de extrema derecha, prefiriendo la expresión “populismo de derecha”, esta filosofía aboga “por un populismo de izquierdas”: ambos tendrían en común un “núcleo democrático”, puesto que hacen visibles, ofreciéndoles, claro está, respuestas distintas, las reivindicaciones de “categorías populares”, es decir, de los “perdedores de la globalización neoliberal”. Sin embargo, no solo los dirigentes neoliberales no dudan en movilizar un populismo xenófobo, sino que a su vez también los líderes populistas, de Trump a Orbán pasando por Erdoğan, promueven políticas neoliberales. Resulta pues dudoso atribuir al voto favorable de los segundos “la expresión de resistencias a la condición posdemocrática engendrada por treinta años de hegemonía neoliberal”… Por eso hoy es importante llamar gato a un gato: negarse a nombrar este neofascismo autoriza a quedarse de brazos cruzados. El rigor intelectual escrupuloso de algunos sirve como pretexto para la tibia cobardía política de muchos. Los eufemismos impiden así la movilización de un antifascismo que, lejos de ser el respaldo democrático de las políticas económicas actuales, designaría la responsabilidad del neoliberalismo respecto del auge del neofascismo: no hay ninguna necesidad de dejarse llevar por la ilusión de que el populismo, que es el síntoma, podría ser el remedio.” http://ctxt.es/es/20180627/Firmas/20466/Eric-Fassin-neofascismo-neoliberalismo-UE-Trump-riesgos.htm

Amanecer para iniciar otro día

Libros recientes:

 

- (2018): Frente a la crisis social y nacional ¿QUÉ PAÍS?, ed. Rebelión (166 pp.). Versión digital en abierto licencia de Creative Commonshttp://rebelion.org/docs/246267.pdf

 

- (2018): "El sujeto de cambio", en La clase trabajadora ¿Sujeto de cambio en el siglo XXI?, Adrián Tarín y José Manuel Silva (coords), Madrid, Siglo XXI (pp. 71-102). ISBN: 978-84-323-1922-8. 

 

-- (2018): "La interpretación populista del movimiento popular", en Una mirada desde la Sociología actual: análisis y propuestas del contexto actual,  Mª José Diaz Santiago y Francisco-Javier García-Castilla (coordinadores), editado por la Asociación Madrileña de Sociología (AMS) (pp. 369-401). ISBN:  978-84-09-02524-4 (e-book). Ver texto: Populismo y pueblo

 

( - (2018): "La teoría populista: Lógica política y ambigüedad ideológica", en libro de Actas del X Congreso Vasco de Sociología y Ciencia política (2015) (22 pp.).

 

- (2017): El populismo a debate, libro digital editado por Rebelión (2-12), sección "Libros libres" (125 pp.) licencia de Creative Commonshttp://www.rebelion.org/docs/234831.pdf

 

 

Ver más: Libros destacados

 

Ver todos los: Libros

 

Abajo, reseña de últimos libros destacados

Frente a la crisis social y nacional. ¿QUÉ PAÍS?

En este libro analizo las características específicas de estos fenómenos: el procés catalán y la articulación plurinacional de España, la persistencia de la crisis social y el descontento popular y la dinámica de activación cívica y cambio político e institucional. Pero también explico su interrelación, las tendencias de fondo y las opciones políticas para las fuerzas del cambio y progresistas. Su perspectiva es la conformación de un proyecto de país de países.                                                    (2018): Antón, A., Frente a la crisis social y nacional. ¿QUÉ PAÍS?, editado por Rebelión (166 pp.): http://rebelion.org/docs/246267.pdf

El populismo a debate

Libro digital editado por Rebelión. Está compuesto por cuatro capítulos. Primero, tras explicar la necesidad de una reflexión crítica, analizo las insuficiencias estratégicas de la lógica populista. Segundo, señalo las características y relaciones entre republicanismo, transversalidad y teoría alternativa. Tercero, expongo las aportaciones e insuficiencias de la teoría populista, con una conclusión: hay que superar ese enfoque. Cuarto, realizo una crítica más detallada a la interpretación populista de ‘pueblo’, destacando la importancia del sujeto, la crítica al idealismo discursivo o postmoderno y la necesidad de un enfoque crítico, social y realista.


Movimiento popular y cambio político

Este libro editado por la Universitat Oberta de Catalunya-UOC explica las características de las actuales tendencias sociales, culturales y políticas y las opciones para el cambio institucional y socioeconómico en España, en el marco europeo. Para profundizar en su significado, realiza una valoración crítica de los discursos más significativos sobre la contienda política, así como de las nuevas teorías interpretativas de los movimientos sociales y la dinámica del cambio social y político, incluyendo la teoría populista. Aporta, desde una perspectiva transformadora, algunas claves teóricas para avanzar en una comprensión más profunda del nuevo ciclo sociopolítico y sus principales actores.


Porfiar a pesar de los nubarrones

 

Últimos ensayos e

 

investigaciones:

 

El sujeto en las teorías marxista y populista

 

(Comunicación al Congreso Internacional Pensar con Marx hoy. Universidad Complutense de Madrid, 2-6 de octubre de 2018.)

 

Para definir a las clases o grupos sociales de forma completa y como sujetos colectivos, hay que considerar sus condiciones objetivas y su conciencia social: subjetividad, identidad, sentido de pertenencia colectiva. Comparativamente son cuestiones más fáciles de analizar. Pero, sobre todo, hay que explicar su comportamiento o experiencia: práctica social y cultural, estilos de vida, participación en el conflicto social o pugna sociopolítica.

 

El concepto clase social (o pueblo) expresa una relación social, una diferenciación con otras capas y clases sociales. Su conformación es histórica y cultural y se realiza a través del conflicto social y según su posición en las relaciones sociales y económicas y los equilibrios internacionales. La interpretación sobre el sujeto del cambio es fundamental para impulsar un proceso transformador democratizador y emancipador-igualitario.

 

Esta investigación parte, en primer lugar, de los cambios más significativos en este triple plano, de las condiciones objetivas de las distintas clases sociales, su conciencia social y su comportamiento sociopolítico. En segundo lugar, explica la importancia de la experiencia popular en la construcción del sujeto, frente a las ideas deterministas (marxistas ortodoxas) y las constructivistas (populistas). Se divide en dos partes: la primera analiza la relación entre las ideas y los intereses en la conformación del sujeto de cambio social y político; la segunda explica la relación entre transversalidad, igualdad y hegemonía.

 

Ver texto completoEl sujeto-teorías 

 ------------------------------------------------------------

 

¿Qué salida de la crisis?

 

(La versión académica se presenta como Comunicación al IV Encuentro del Comité de Investigación de Sociología del Trabajo de la Federación Española de Sociología-FES - Universidad Autónoma de Barcelona, junio de 2018).

 

 La crisis socioeconómica tiene múltiples facetas. Más si le añadimos la crisis política y territorial, así como las percepciones y actitudes sociopolíticas de sociedad y en particular de las capas populares. Hay tendencias contradictorias. Por una parte, desde hace varios años se ha terminado la recesión económica y hay crecimiento económico y del empleo. Por otra parte, se consolidan la precariedad laboral y la desigualdad social, mientras persisten un paro masivo, la devaluación salarial, los efectos de los recortes sociales y laborales, la mayor subordinación de las clases trabajadores respecto del poder económico-empresarial impuesto en las reformas laborales, así como el debilitamiento de la capacidad contractual del sindicalismo.

 

Se produce una pugna sociopolítica y discursiva en torno a qué tipo de salida de la crisis se está produciendo, qué horizonte de relaciones laborales y de empleo se están generando, qué modelo social se está instaurando, quiénes salen de la crisis económica y quiénes no. Las percepciones de la sociedad y las dinámicas laborales y sociopolíticas son contrapuestas. Es preciso el rigor analítico e interpretativo para clarificar una posición normativa. 

 

Aquí explico hacia dónde vamos o la necesaria agenda social, la gravedad de los problemas socioeconómicos, la persistencia del malestar cívico en la mayoría social y las dinámicas contradictorias y el impacto para el cambio político.

 

Ver texto completohttp://www.pensamientocritico.org/que-salida-de-la-crisis/

---------------------------------

La interpretación populista del movimiento popular

 

(Comunicación a las IV JORNADAS INTERNACIONALES DE SOCIOLOGÍA de la Asociación Madrileña de Sociología-AMS, septiembre de 2017, publicada en el libro Una mirada desde la Sociología actual: análisis y propuestas del contexto actual (pp. 369-401), AMS (2018).

 

Esta investigación no tiene por objeto el análisis concreto del reciente movimiento popular en España, realizado en otros textos (Antón, 2011; 2013a; 2014; 2015a; 2015b; 2016, y 2018), sino partiendo de ese contexto sociopolítico, explicar críticamente los fundamentos de la interpretación populista: polarización política, ambigüedad ideológica, idealismo discursivo. La evaluación de este enfoque es relevante en la medida que influye en dirigentes significativos de Podemos, eje vertebrador de las fuerzas alternativas. La valoración la realizo, fundamentalmente, en el plano teórico.

 

No obstante, la finalidad es doble. Por un lado, aportar reflexiones para renovar una teoría alternativa con un enfoque realista y crítico, desde la constatación de una pluralidad de tendencias ideológicas y políticas en las llamadas fuerzas del cambio. Por otro lado, señalar la conexión y las insuficiencias del marco teórico, a la hora de servir de apoyo a la transformación de la realidad, con la finalidad de favorecer una estrategia política de cambio. Es decir, el objetivo es explicar los elementos teóricos que facilitan o perjudican la comprensión de los procesos actuales y la acción estratégica de las fuerzas alternativas progresivas.

 

Ver texto completo: Populismo y pueblo

 

Ver más: Investigaciones